Temporada estival: Kicillof recorrió obras sobre el corredor balneario

El mandatario provincial vio cómo progresa la conversión en autovía de algunos sectores de la Ruta 11 y la Ruta 56. Además, destacó el uso de protocolos para evitar más contagios de Covid-19 durante la temporada de vacaciones.

El gobernador bonaerense Axel Kicillof se reunió en la jornada de ayer en un parador de la localidad de San Bernardo con un grupo de hombres y mujeres que recorrerán los espacios recreativos durante la temporada de veraneo para promover los protocolos de cuidado junto a distintos jefes comunales.

El mandatario indicó que "trabajamos para que estas sean vacaciones protegidas, en las que se cuide a quienes veranean y a quienes viven aquí". "Cuando abordamos el armado de protocolos, lo que buscamos es tener la mejor temporada posible y asegurarles a quienes vengan a descansar que van a contar con un Estado presente", sostuvo.

Previamente en el partido de La Costa recorrió el avance de las obras que transformarán la Ruta 11 y la Ruta 56 en autovías, y desde el acceso a la localidad de Costa del Este indicó que "la reactivación de las obras sobre estas dos rutas centrales de la provincia de Buenos Aires no solo llevará tranquilidad a quienes veranean, sino que también potenciará la producción y el trabajo de los y las bonaerenses que viven en la zona todo el año".

"Aquí nos habíamos encontrado con una historia que se repite: obras paralizadas y deudas pendientes", sostuvo el gobernador al recordar la herencia dejada por la gestión de María Eugenia Vidal en territorio bonaerense, y expresó "la satisfacción enorme de ver que los obradores que habían sido abandonados en agosto del año pasado volvieron a poblarse".

"Estas obras están inmersas en una visión estratégica dentro de un plan a cinco años que nos permitirá mejorar la calidad de vida de los y las bonaerenses", señaló el mandatario y explicó que las obras se realizan sobre 158 kilómetros y se dividen en tres tramos que presentan un avance promedio del 80%, implicando una inversión de 4,74 mil millones de pesos. Con el objeto de brindar mayor seguridad vial en el corredor balneario, las tareas se retomaron en septiembre de este año luego de que fueran suspendidas en agosto de 2019 por falta de pago.

En los 62 kilómetros que pertenecen a la Ruta 56 y que unen a General Conesa con General Madariaga, los trabajos consisten en la construcción de una segunda calzada paralela a la existente, con banquinas y retornos cada 4 kilómetros. Por su parte, las obras sobre la Ruta 11 se desprenden en dos tramos: las conexiones General Conesa-San Clemente, donde se mejorará la vía principal, y San Clemente-Mar de Ajó, que contará con segunda calzada y mejoramiento de los accesos a las ciudades costeras.

Más de SOCIEDAD